Inicio » Blog » Viajeros anónimos para controlar la calidad turística en Asturias

Viajeros anónimos para controlar la calidad turística en Asturias

Publicado hace 8 meses | 360 lecturas | hosteltur

El Principado de Asturias se ha propuesto garantizar la calidad de las empresas turísticas de su territorio y para ello utilizará un novedoso sistema que, de manera discreta, hará un seguimiento de los alojamientos y y restaurantes incluidos en sus cuatro marcas -Casonas AsturianasMesas de AsturiasAldeas, Asturias calidad rural y Sidrerías de Asturias, calidad natural-. En concreto, utilizará la figura del cliente anónimo o misterioso para controlar que cumplan con los requisitos mínimos, según publica La Voz de Asturias. El objetivo es que se realicen auditorías sin que el inspector se identifique.

El Ejecutivo autonómico ha decidio externalizar el servicio de vigilancia de la calidad. La Consejería de Empleo, Industria y Turismo ha publicado un anuncio con un presupuesto base de 29.000 euros para licitar dicho servicio.

Los inspectores visitarán tanto a los nuevos negocios que se incorporen a alguna de las marcas como a aquellos que tengan que renovar su continuidad. Esta labor se desarrollará, al menos, durante siete meses, el plazo de ejecución del contrato que caba de salir a concurso.

Casonas de Asturias es una de las marcas incluidas en el programa.Casonas de Asturias es una de las marcas incluidas en el programa.

Cada año, el Gobierno de Asturias aprueba un programa de inspección, según indica el citado diario. En estos momentos está en marcha el correspondiente a 2017 que tiene por objeto controlar los estándares de calidad de la oferta mediante la vigilancia y la comprobación del cumplimiento de la normativa, detectar los servicios clandestinos, garantizar los derechos de los usuarios, asesorar a las empresas y controlar la ejecución de las subvenciones.

El Programa de Turismo Sostenible del Principado 2020, la hoja de ruta del sector, estableció que la calidad es una de sus claves, con el fin de conseguir la excelencia en la atención al visitante y liderar los indicadores de satisfacción.

Las marcas que distinguen alojamientos, restaurantes y siderías son uno de los puntales. En estos momentos hay cuatro en marcha pero no se descarta la implantación de más, asociadas a productos típicos, ya que consideran que eso facilita la promoción.